El surafricano Thriston Lawrence ganó el título del Joburg Open este sábado, en un inesperado final de la primera competencia de la nueva temporada del Tour Europeo y que se convirtió en el primer damnificado luego que nuevamente se prendieron las alarmas a nivel mundial por cuenta del COVID-19.

La llegada de una nueva variante a territorio surafricano afecto de frente la realización de este y los siguientes campeonatos programados en el circuito del Viejo Continente y que le daban inicio a la nueva campaña en el ahora conocido DP World Tour.

El campeonato inicialmente tuvo que ser reducido a 54 hoyos el viernes para ayudar a que los jugadores no surafricanos o que no residen en el país, así como a sus caddies y equipo de logística del campeonato, a retornar a sus países de origen luego que el gobierno de Suráfrica impusiera restricciones para el ingreso y la salida del país debido a la llegada de la variante Ómicron al país.

Lawrence tenía una ventaja de cuatro golpes en el liderato al final de la segunda ronda, tras terminar con dos tarjetas consecutivas de 65 golpes y -12 en el total. Sin saberlo, ese resultado sería con el que finalmente obtendría su primera victoria en este circuito que, como se dijo, iniciaba esta semana una nueva campaña.

El juego fue suspendido al promediar la mañana de este sábado, con el líder apenas iniciando su ronda, debido a las fuertes lluvias y amenaza de tormenta eléctrica. En ese momento, los organizadores estimaron que no sería posible jugar en el campo en esas condiciones, lo que obligó a cancelar la ronda de ese día.

Luego, se hizo evidente que las restricciones entrarían en vigor casi de forma inmediata, por lo que, por la seguridad de todos, la mejor alternativa fue reducir el campeonato sólo 36 hoyos.

Thriston tuvo también una razón adicional para celebrar, ya que tras esta victoria obtuvo igualmente un cupo para el British Open del próximo año en St. Andrews, al lado de jugadores al lado de los jugadores que terminan en la segunda y tercera posiciones, el también surafricano Zander Lombard (-8) y el inglés Ashley Chesters (-7).

La llegada de esta nueva situación en torno al temido COVID-19 ha puesto en jaque también las siguientes semanas de juego en este DP World Tour. Dentro de lo programado, estaban la realización del South African Open, del 2 al 5 de diciembre, y el Alfred Dunhill Championship, a la semana siguiente.

Bajo la nueva condición, el Abierto de Suráfrica se llevará a cabo solo con jugadores del ámbito local, del Sunshine Tour, mientras que el Alfred Dunhill sí confirmó que se canceló para esta temporada.

Nuestras redes sociales