El estadounidense Patrick Cantlay, en un final de bastantes sorpresas, embocó un tardío ‘birdie’ en su ronda final, y luego metió un par de 12 pies en el primer hoyo de desempate para quedarse con la victoria en el Memorial Tournament este domingo, un campeonato qué nuevamente realzó la figura del gran Jack Nicklaus en Murfield Village.

Cantlay remató la semana con tarjeta de 71 golpes (-1) y ganó este, uno de los tres campeonatos de categoría especial, por segunda vez en los últimos tres años, superando en el duelo en playoff al también estadounidense Collin Morikawa.

El a la postre campeón, apenas un día antes, había salido del ‘green’ del hoyo 18 seis golpes detrás del español Jon Rahm, el cual como se recuerda fue descalificado luego que en el transcurso de la tercera jornada se confirmará su contagio por COVID-19. Rahm había terminado la ronda precisamente con seis de ventaja sobre sus rivales.

Así, Cantlay y Morikawa agua terminaron en el liderato de manera repentina, entregando un buen duelo en los últimos 18 hoyos y que se decantó al final, en un cierre en el que hubo lluvia, emociones y algunos errores de parte de ambos.

Morikawa se fue adelante embocando desde ocho pies para ‘birdie’ en el 15, mientras que Cantlay falló uno corto para igualarlo en el mismo hoyo y luego uno adicional en el 16.

En ese momento, una corta pero fuerte lluvia detuvo las acciones por cinco minutos y de regreso, Cantlay la metió desde 25 pies para igualar en la punta. De allí, el luego campeón tuvo una oportunidad más de ganar en el hoyo 72 pero la bola paso rozando el borde de la copa, dejándolos a ambos con un total de 275 golpes (-13).

En el desempate, Cantlay sacó la ventaja y volvió a celebrar en el PGA Tour, sumando este triunfo al logrado en octubre pasado en el Zozo Championship como sus victorias en esta temporada.

El estadounidense Scottie Scheffler, con 277 (-11), fue tercero en solitario, seguido por el surafricano Branden Grace, a un golpe más y también solo en la cuarta colocación.

El mexicano Carlos Ortiz, el único de los latinoamericanos que superó el corte, cerró con una tarjeta de 75 tiros (+3) y con 286 (-2) cayó al empate por el puesto 16.

Un par de días antes, los colombianos Camilo Villegas y Sebastián Muñoz, así como el argentino Emiliano Grillo y el chileno Joaquín Niemann, este último cortando con una seguidilla de diez meses sin fallar el corte, se despidieron de manera anticipada del campeonato.

Vea POSICIONES FINALES

Nuestras redes sociales