El estadounidense Rickie Fowler siempre se ha caracterizado por agregarle una alta dosis de color a su golf. En sus golpes, en su juego y en especial en sus pintas se destaca el uso de tonalidades llamativas y muy coherentes con su personalidad en el campo.

Por eso, cuando la firma TaylorMade lo llamó para que juntos desarrollaran las nuevas bolas Pix TP5 y TP5x, lo mínimo que se esperaría sería una explosión de naranjas y verdes brillantes.

Basados en el ‘feedback’ del jugador, la firma estadounidense rediseñó y reformuló las marcas en forma de pixeles de sus anteriores modelos de pelotas, llegando a un diseño que no solo sino ayuda con la visibilidad de la bola en el aire, sino que aporta a la alineación y retroalimentación del movimiento sobre el ‘green’.

En el diseño único, la referencia Pix 2020 tienen la palabra ‘TaylorMade’ impresa en un solo punto en la bola de golf en lugar de dos. La mayoría de las pelotas actuales tienen logotipos colocados simétricamente a ambos lados, lo que supone un gran cambio.

“Cuando comenzamos a desarrollar el nuevo diseño uno de mis primeros comentarios fue que si no tuviéramos el logotipo completo de TaylorMade en dos lugares tendríamos espacio para crear un ‘path’ que funcionara para la alineación y la retroalimentación”, comentó Fowler en un comunicado.

Con más espacio para trabajar, TaylorMade pudo crear lo que llama ‘ClearPath Alignmen’. Si se apunta e impacta la bola correctamente, dichas marcas paralelas deben rodar de extremo a extremo en el ‘green’, creando la sensación óptica de un camino sobre el mismo mientras rueda.

“Aprendimos mucho en el desarrollo de la primera generación de la referencia Pix, pero con nuestra asociación con Rickie hemos aprendido aún más”, comentó Michael Fox, director de la línea de bolsas de golf y accesorios de TaylorMade. “Sus comentarios vitales condujeron directamente al desarrollo del sistema de alineación ClearPath. No se trata solo de diseños únicos, que son más fáciles de ver, sino que también están ayudando al rendimiento”, agregó.

 

 

Nuestras redes sociales